Nueve claves que te ayudarán en un Servicio de Voluntario Europeo

Marianne López Griñón, participó en un Servicio Voluntario Europeo y nos cuenta lo más positivo para ella durante del año que duró su voluntariado europeo

Compartir Post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

proyecto-voluntario-europeo-claves

No hay mejor forma de contaros cómo funcionan nuestros programas que a través de sus participantes. Marianne López Griñón, participó en un Servicio Voluntario Europeo y en el siguiente post nos cuenta lo más positivo para ella durante del año que duró su voluntariado europeo.
 

1. La claridad te librará de muchos nubarrones

A veces, decir «no», nos cuesta. A la vez que nos sentimos incómodos a mostrar abiertamente nuestra opinión. ¿Cuál es el resultado de todo esto? En muchas ocasiones acabamos súper saturados de trabajo, aburriéndonos en saraos o chillando “tierra trágame”. Por ello, actúa con honestidad con el resto, pero, especialmente, no te mientas a ti mismo. ¡Y claro que puedes hacer saber tu parecer! Pero si lo haces mediante faltas de respeto, perderás todo tu criterio.
 

2. No des explicaciones de todo

Sé conciso, céntrate, no pierdas el hilo de la conversación. Esto te librará de la carga de justificar todas tus acciones. Sinceramente, con una mayor frecuencia deberíamos responder “lo hice porque me apetecía”.
 

3. No continúes «lo siento» con un «pero»

Si realmente lo sientes, no pongas excusas. Si intentas reducir la culpa para estar mejor contigo mismo o para autoafirmarte, no estás asumiendo la responsabilidad de tus actos. No somos perfectos, todos cometemos errores, pero adelante, intenta resolver tus líos; porque dejar círculos abiertos al igual que posponer cosas, consume más energía que cualquier Smartphone.
 

4. Comunícate sin verbos

Es fantástico que alagues a tus compañeros por buen trabajo o que intentes expresarte oralmente. Además, es completamente normal. Sin embargo, dar un abrazo es mágico y sonreír es curativo. Debido a mi experiencia como voluntaria, me he tenido que enfrentar a situaciones muy diversas desde trabajar con personas que hablan otro idioma hasta con personas que directamente no hablaban. Siempre se encuentra la manera, en esto último también, la mímica o poner pasión teatral en tus relatos pueden ser tus aliados; y no sabes hasta qué punto puedes sentir el agradecimiento.
 

5. Sé positivo, pero no hipócrita

Si tienes que llorar, llora. No siempre tienes que estar bien o dando el 100% de ti. Todos pasamos por malos momentos, pero no te amargues.
 

6. Siempre va a haber problemas

Incluso cuando todo parece que está perfecto, pueden aparecer conflictos, así que ten un plan B y un plan C, pero arriesga.
 

7 . El tiempo no es oro, es platino

Sin perder tu espontaneidad, organízate y prioriza.
 

8. Da segundas oportunidades

El rencor no sirve para nada, se puede ser coherente y compasivo al mismo tiempo que racional. Trata a la gente como te gustaría que te tratasen a ti.
 

9. Descansa

Dormir bien es salud y te pone de buen humor, pero me refiero más a desconectar o calmarse. Para ello, mi consejo es caminar por el bosque o poner Chopin muy bajito.

Más entradas

¿Quieres sabes más de nuestros programas?

Contáctanos sin compromiso

Acceso a webinar
close slider

Déjanos tu e-mail y accede a nuestro webinar

Compra

Carrito vacío

Subtotal
€0.00
0