Servicio Voluntario Europeo (SVE)

El Servicio Voluntario Europeo (SVE) se enmarca desde enero de 2014 en Erasmus Plus el nuevo programa de la Unión Europea que nace con el objetivo de crear un programa de movilidad que englobe todos los subprogramas existentes en la actualidad (Erasmus, Leonardo Da Vinci, Comenius, Youth in Action, Grundvitg…). Con Erasmus Plus se pretende crear un gran programa que gestione todas las modalidades de movilidad existentes en Europa. 

Erasmus Plus tiene como objetivo facilitar a millones de europeos la posibilidad de estudiar, enseñar, hacer prácticas o voluntariados en países europeos. Es una apuesta clara frente a la situación económica actual a través de subvenciones de la UE para la educación y la formación para los próximos siete años.

Objetivos del programa Erasmus+:
- Ayuda a los jóvenes a adquirir habilidades adicionales a través del estudio y la formación en el extranjero.
- Mejora de la calidad de la enseñanza en la UE y más allá.
- Modernización de los sistemas de educación y formación profesional de los estados miembros y los países socios.
- Promueve la participación de los jóvenes en la sociedad.
- Compatible con la enseñanza y la investigación sobre la integración europea.
- Apoyo al deporte europeo de base.

Servicio Voluntario Europeo (SVE)
Con Erasmus + se financiará la movilidad de jóvenes entre 18 y 30 años con el Servicio Voluntario Europeo para realización de voluntariados de 2 a 12 meses de duración en una ONG de cualquier país de la Unión Europea, en los países miembros del espacio Económico Europeo (Noruega, Suiza y Liechtenstein), en los países vecinos del Este y del Mediterráneo, en los campos de: cultura, juventud, deportes, infancia, patrimonio cultural, artes, bienestar de los animales, medio ambiente, cooperación al desarrollo, etc.

Puedes consultar todas las organizaciones que trabajan el programa en la base de datos de organizaciones acreditadas por la UE.

Logo Injuve     

Documentos

Información completa en PDF
AdjuntoTamaño
info Servicio Voluntario Europeo.pdf327.16 KB
Otros archivos
AdjuntoTamaño
Doc Pautas CV y carta.pdf376.88 KB
AIPC Pandora SVE 2016 Resumen plazas[1].pdf253.95 KB

    Nuestr@s voluntari@s nos cuentan...

    • Soy Elena, tengo 25 años y estoy haciendo mi voluntariado en el norte de Dinamarca en un pueblo llamado Brønderslev, cerca de Aalborg. Mi proyecto está relacionado con los medios de comunicación, ya que realizó tareas de edición y grabación.

      Vivo en un piso compartido con un francés, una alemana y un italiano parecemos sacados de un chiste.

      Para mí esta experiencia me está sirviendo tanto nivel personal como profesional, porque estoy trabajando en lo que he estudiado (comunicación audiovisual) Y perfeccionando mi inglés. También estoy aprendiendo lo básico de Danés, que es una lengua increíblemente complicada y que pocos españoles de los que yo conozco la saben hablar.

      Dinamarca es un país en el que los trabajadores tienen unas condiciones laborales excelentes ya que tienen unos horarios muy flexibles acordes a su vida personal. En Dinamarca lo importante es la persona, no eres un número más. La educación es gratuita incluso te pagan por estudiar en la universidad. El nivel de vida de los daneses es muy alto y tienen muchas comodidades.

      También es un país muy frío, con pocas horas de luz en invierno y en el que es complicado hacer amigos locales, por lo que si vienes tienes que estar mentalizado y preparado para pasar muchas horas en casa o abrigarte muy mucho.

    • EVS in Struga

      It seems like it was yesterday when I was packaging my luggage in Tenerife and preparing myself for one year abroad. The departure was easier than I thought, because as practically all of the volunteers, I was wishing to leave my confort zone in the search of new adventures. The worst part is the goodbye to the family, without knowing when will be the next time visiting them, and the weather, with a bag full of winter clothes that I have never used in Canarias.

      About the arrival, It was like a little earthquake, new country with new language (Croatia), new working language (English) and new people everywhere. However, we were 6 volunteers who came at the same time (2 italians, 2 spanish, 1 french and 1 portuguese), so adding the fact of being living and working together made us become a new family very soon.

      The first weeks were for knowing each other in the house, and to discover the ongoing projects in the organization. We are working on INFORMO and ECOMUSEUM ISTRAN de DIGNAN, which are the biggest organizations in Croatia working with the Erasmus + Program, under the European Voluntary Service grants. This is the reason because of our firsts weeks also consisted of listening and learning, with a lot of presentations and In-put. After these learning weeks, we started looking for what could be our rol inside the organization, as well as working in the land (it was the olives season) giving a hand to the organization, and collaborating with the local school planning some competitions for the entertainment and learning of the kids. (Sigue leyendo...)

    • EVS in StrugaSomos cuatro cooperantes de la Unión Europea, de diferentes nacionalidades; dos españoles, una inglesa y un rumano, que estamos realizando el Servicio Voluntario Europeo en Struga (Macedonia). Nuestro proyecto consiste fundamentalmente en promocionar la cultura del lugar donde, temporalmente, estamos residiendo.

      Cada uno de los cuatro voluntarios es conocedor de un área del conocimiento, de modo que las funciones de cada uno están delimitadas según esto. En mi caso, estoy terminando mi carrera de Turismo. La relación entre los procesos turísticos de la zona, el desarrollo ambientalmente sustentable, la normativa, la seguridad en la ciudad y la cultura es cada vez más clara. Struga es un lugar con una gran demanda de personas que vienen a satisfacer sus necesidades de ocio.

      Creo que realizar el Servicio Voluntario Europeo es buena oportunidad para conocer gente con otro punto de vista. Haciendo alusión al conflicto entre Albania y Macedonia, los voluntarios podremos extraer información de utilidad con la que, minuciosamente, podamos aportar algunas ideas y puntos de vista alternativos con el fin de mejorar la situación. El objetivo primordial de esto, además de ser un programa de educación no formal, es contribuir a forjar un mundo más globalizado, tolerante y armónico, ¿verdad?

    • Bulgaria era aquel país donde yo nunca hubiera pensado terminar haciendo mi EVS. Sin embargo la idea de vivir en un lugar tan diferente me atraía mucho. A finales de agosto llegué a Sofia donde nos recibió parte del equipo de la compañía de teatro en la que trabajaría por dos meses y ya desde el principio sentí que iba a ser fácil conectar con ellos.

      El proyecto se trataba de la creación de una performance teatral de fuego basada en la mitología clásica de Bulgaria. Yo nunca había trabajado en teatro de fuego pero desde el primer día supe que me iba a encantar. Nos juntamos varios artistas de varios países de Europa y el proceso creativo fue genial, todos compartíamos lo que sabíamos, creamos workshops de malabares, zancos, baile, equilibrios…

      Todo fue muy rápido y aprendíamos cosas nuevas todos los días. Trabamos muchísimo para crear las piezas, las coreografías, escenografía y vestuario. Todo lo hacíamos nosotros. Durante todo este tiempo creativo no pasaba un minuto que no dedicáramos a seguir aprendiendo a compartir y crear, a divertirnos.

      La performance duró varios días y fue muy interesante trabajar con la expresión no verbal, con la mímica y la pantomima, con el baile para transmitir las historias que queríamos contar, los sentimientos que queríamos compartir.Lo mejor ha sido trabajar con el fuego de formas tan diferentes: creamos malabares, estructuras, iluminación y todo tipo de efectos todos basados en el fuego y la pirotécnia. Además de aprendí cómo trabajar de forma segura.

      El EVS me ha ofrecido la posibilidad de desarrollarme artísticamente y como persona, he conocido a gente muy interesante y  he aprendido muchísimo. Además de tener la oportunidad de conocer la cultura búlgara. El país es increíblemente bello con muchísimas montañas y lugares mágicos, una cocina deliciosa unas gentes amables, abiertas y hospitalarias.

      Os dejo unas fotos como recuerdo!

    • COMO SER PELIRROJO EN BUDAPEST Y NO MORIR EN EL INTENTO
      http://maribel-la-hungara.blogspot.hu/

      Lo que se proyecta en el firmamento:

      ...vuelve... como la moda...

      Dicen que las desgracias volverán como alegrías ( y viceversa ) y es en esa línea en la que camino ahora mismo por la calles de Budapest. Un viaje de 22 horas no podía tener otra recompensa: dormir en un Alsa hasta Barcelona 8h, sentirse como Tom Hanks viviendo en un aeropuerto para coger avión a Viena ( tienes miedo a volar)... Llegar al Este sacando media maleta con lo que cubrirte y coger un tren a Budapest.

      Todo lo que describo uno solo y sin idea de ingles / austriaco / húngaro.

      Se transforma en un "WELCOMING" con pastelitos, en la ciudad más bonita que jamás he visto (exceptuando Roma... todos sabemos que ese mito no lo supera nadie), en un piso compartido con gente joven y extranjera ( véase mis compañeros de : Georgia / Francia / Ucrania y México ) y en un trabajo que aún desconozco pero que suena bien…

      Pensamiento: " yeeeeah México... tengo un traductor en la casa :) "

      Así que en esas circunstancias me encuentro... amaneciendo constipada, con otra moneda en miles, con gente muy rubia hablando en "Avatar".. y siendo todos ellos fumadores compulsivos... Yo he dejado de fumar hace tres semanas.

      Pensamiento: " rabiaaaaa... "
       

      Mi vida por un pastelito
      Me costará la salud el día de mañana, pero es que no puedo dejar de comer azúcar...

      Ayer tuve la primera reunión de trabajo, pero no reunión oficial ni formal... reunión de sofás con una mesa para separarnos llena de chocolates y demás derivados para engordar.

      Egyesek se dedica a la educación no - formal de los jóvenes residentes en Budapest a través de actividades extra-escolares, programas de idiomas, campamentos de verano, cursos de danza, desarrollo personal ( y otros más que no recuerdo).

      Por fin me he enterado de nuestra labor (gracias a la traducción del Mexicano) :  Como base nos asignarán una escuela de entre las que tienen asociadas y en ella daremos soporte a los profesores en las clases de idioma, otros días asistiremos a los eventos o actividades que tengan por la ciudad y no habiendo nada que hacer...pensaremos en nuestro plan para "conectar" este "espiritu" a los alumnos ofrecíendoles oportunidades en un ámbito multicultural --> frase corporativa.

      Hace unos días nos hicieron escribir nuestras aficiones y gustos o deseos que ver en esta ciudad vía email... de repente ayer ( mientras me hinchaba a quicos), entraron en la sala 4 personas y nos explicaron que cada una de ellas era destinada a cada uno de nosotros como nuestro BUDDY según nuestros gustos expresados...

      Aclaración: Buddy es tu amigo durante tu estancia en Budapest, él te enseñará todos los sitios que quieres ver, te acompañará en tus aficiones ya que son las mismas que las de él... y te ayudará en todo lo que necesites... a que mola? jajaja me parto xD

      Nótese, que de entre los buddys ya adultos, había solo una chica de 18 años.. a quien os pensáis que se la adjudicaron? pues si...mmm que gusto de sentirse joven xD.

      Mi nuevo buddy me va a enseñar todos los pubs, restaurantes, shows, y rincones no-turísticos de la ciudad (y así lo pedí).  Por lo pronto a las doce he quedado con ella para que me enseñe su universidad, una de las cuatro cosas básicas e  importantes a conocer en todas las ciudades... junto al centro comercial, la zona de fiesta y el barrio "xungo".

      Voy apuntando para luego poder enseñároslo :)

    • Hola a todos, después de casi 6 meses aquí estoy tan contento como el primer día. La ciudad es maravillosa, tiene un encanto especial. También me encanta estar en una ciudad grande con un montón de voluntarios. Rápidamente hemos hecho un grupo bastante nutrido de personas que salimos a menudo.

      Quizá lo más duro sea la nieve, que no para de caer, aquí el invierno es eterno.  Pero esto es algo con lo que ya contaba antes de venir.  Sabía que venirse a Estonia desde España sería un gran choque, así que no me ha pillado por sorpresa.

      El proyecto está genial, estoy mejorando mucho mi inglés, aprendiendo estonio, aunque esto es más difícil. Pero no solo aspectos lingüísticos, también aprendo de la forma de vivir de aquí. Y de los conflictos entre los jóvenes. Hay veces que no sabes cómo tratarlos.

      Respecto a la coordinación, está siendo estupenda, pero claro esto depende de las organizaciones, tanto de envío como de acogida. En mi caso han sido fenomenales, pero conozco otros casos donde hay retrasos de varios meses con el dinero de la comida, la casa no es como estaba convenido… en fin hay tantas historias como voluntarios.

      Antonio Sanchez, Tallinn

    • Desde que llegué todo fue diferente, el clima, la comida, incluso la población y las personas que viven en ella. Fue difícil adaptarme a todas estas situaciones adversas. Pero me propuse seguir adelante y con mi fuerza de voluntad superar todos los obstáculos. Gracias a mi paciencia, a mi esfuerzo y mi entrega personal en el proyecto he aprendido mucho valores en mi labor, y he llegado a comprender lo que supone ser un voluntariado.

      Mi proyecto consiste en ayudar en una guardería, mi labor concretamente es hacer juegos en la hora de deporte y regalarles compañía y una sonrisa. Actuamente soy maestro de educación primaria especialista en educación física.

      El voluntariado también supone conocer los diversos proyectos de mis compañeros voluntarios y convivir con ellos. Cuando tenemos tiempo y dinero tratamos de viajar y de interrelacionarnos. Muchas noches hacemos cenas y encuentros temáticos, por ejemplo, celebramos cumpleaños, hacemos cenas españolas, francesas, etc.

      Mis compañeros son de Alemania, Georgia, Ucrania y Turquía, además de otro español de Murcia.
      Nos solemos comunicar en inglés, pero también a veces tratamos de aprender un poco la cultura y el idioma de nuestros compañeros.

      De vez en cuando nos reunimos los fines de semana con la coordinadora y vamos a diversos eventos o cocinamos juntos. Para mi esto es una aspecto positivo, ya que nos hace estar más unidos y conocernos mejor".

    • El 1 de febrero de 2013 a las 6:00 de la mañana en la T2 de Barajas empezaba todo. Por fin, después de muchos meses buscando proyecto tenía destino. Verona, de la que poco sabía aparte de que es la ciudad de Romeo y Julieta. Tras cuatro horas de vuelo y con una breve escala en Roma, llegué a la ciudad en la que voy a vivir 10 meses. El recibimiento tanto por parte de la Legambiente (La ONG de acogida) como con las compañeras de piso ha sido estupendo, nos hemos sabido acoplar perfectamente, y siempre hay alguien dispuesto a echarte un cable cuando lo necesitas.

      A pesar de no hablar nada de italiano cuando llegué, pero era raro entender casi todo lo que te decían y no saber cómo contestar, pero por suerte tras algunas clases básicas de italiano he empezado a saber cómo defenderme en el idioma.

      La ciudad es preciosa, y va en concordancia con el proyecto en el que estoy trabajando. Verona es una ciudad en el norte de Italia a medio camino entre Milán y Venecia, tiene unos 260.000 habitantes y está cerca del famoso Lago di Garda. Su “Arena” es la segunda mejor conservada de Italia, por detrás del Coliseo de Roma.

      Los voluntarios nos encargamos (entre otras muchas cosas) del cuidado y mantenimiento de las murallas que rodean la ciudad y que se remontan a la época romana.  Todas las mañanas que subimos a trabajar a las murallas, podemos ver cómo amanece sobre Dolomitas (las montañas que hacen de frontera natural con Suiza). El trabajo me está ayudando a comprender la riqueza patrimonial de la ciudad y su  gran historia. 

      SVE en Verona: cuidado y conservación de las murallas romanas
    • Después de 6 meses en Finlandia, debo decir que aún y ser un país de la Unión Europea y no estar lejos de España, el nivel de vida y la cultura son muy distintos a los que estoy acostumbrada: los horarios de comida, muchas horas de oscuridad y por supuesto frío y nieve. Aun así, debo admitir que mi experiencia aquí es buena. Estoy trabajando de monitora de ocio y tiempo libre en una escuela de formación profesional, donde la mayoría de los estudiantes tienen entre 15 y 18 años.

      También hago algunas funciones de integradora social con algunos de los estudiantes extranjeros que viven en el colegio y participo de algunos eventos culturales además de un día a la semana dar clases de español para fineses. Des del colegio me dieron la oportunidad de poder asistir a clases de lengua finesa. Después de medio año, puedo defenderme con ella, pero debo admitir que es un idioma muy complicado y diferente al que estoy acostumbrada. No se parece en nada al inglés y por supuesto todavía menos al español.

      Estoy en un pueblo bastante al norte, solo tiene 5.000 habitantes, se llama Haapavesi y eso hace que sea algunas veces algo aburrido, sobre todo mis primeros fines de semana aquí. Pero he conocido mucha gente con la que puedo salir y también practicar algún deporte. Debería de añadir que es un país donde la comida es especialmente cara en invierno, ya que deben de importarla de otros países. En fin, recomiendo muy gratamente visitar Finlandia a todas aquellas personas que no han estado, sobre todo en verano, ya que el paisaje es muy bonito, pero a los que estamos acostumbrados al calor y a la comida mediterránea, Finlandia está bien para una temporada, pero vivir aquí se puede hacer durillo si se está en un pequeño pueblo.

    • ¡Hola, familia! Retrasmitiendo desde un pueblecito esloveno haciendo casi frontera con Croacia, allá donde los idiomas se mezclan creando dialectos incomprensibles para los de la otra punta del país y el sentimiento de identidad y pertenencia se difumina o se hace aún más fuerte si cabe.

      La experiencia está siendo muy muy MUY satisfactoria e interesante en todos los sentidos habidos y por haber. Vivir 12 meses fuera de casa, fuera de la gran ciudad para cambiar de caras, el coche por las piernas, la contaminación por el aire fresco y los altos edificios por cielos infinitos.
      La razón que me llevó a marchar fue la oportunidad que se me ofrecía por un año (hacedme caso, no es tanto tiempo como parece) en un país nuevo y la falta de dinero no era una excusa esta vez, ya que la Comisión Europea financia este programa.

      Son todo ventajas.
      Y aquí estoy. Trabajando en un centro cultural, ayudando en la oficina con la organización de eventos y preparando y llevando a cabo actividades con niños. Aunque suene costoso, también tengo mucho tiempo libre para disfrutar viajando y haciendo planes con locales. Estoy aprendiendo mucho en todos los aspectos. Aprendo esloveno, a distribuir mi dinero, a vivir sola, a convivir con otra chica, a dar clases de español, a tratar con niños que no hablan mi idioma, aprendo sobre mí misma y mi entorno.
      UNA MARAVILLA.
      Si alguien tiene pensado emigrar a este país, que no dude en contactar conmigo, estaré encantada de ayudar en lo que me sea posible.

      Un saludo a todos los futuros EVS-ers,